8/1/18

5 series de 2017.

Black Sails. De lo mejor que he visto en mucho tiempo. Piratas, barcos, traiciones y amores. Los personajes de Stevenson antes de hacerlos archiconocidos en su "Isla del Tesoro" mezclados con bucaneros históricos. El capitan Flin, Billy Bones, John silver junto con Jack Rackjam, Capitan Bane (que he vuelto a encontrarme en Los 100) Anne Bonny e incluso el Santísima Trinidad (Urca de Lima). Una serie que empecé con tres temporadas y mirando de reojo el inicio de la cuarta y última. Una serie que no te puedes perder. 

Sense 8. Con reticencias empecé esta serie que me ha encandilado. Ocho personas conectadas en el mundo, unos malos malísimos que quieren encontrarlos y las pasan canutas. Un decorado mundial y un final que te deja con ganas de mas. Afortunadamente Netflix quiere terminar con un final digno. A falta de una película para contemplar ese final, te recomiendo verla con el rabillo del ojo mirando el estreno. 

Taboo. Me vino recomendada y me gustó. Serie histórica que cuenta el regreso del hijo pródigo una vez muerto el padre que hereda una isla perdida de la mano de dios (cerca de Vancouver) pero que es el puente para el comercio de Inglaterra con la India y China. Todo el mundo quiere hacerse con la isla y el tipo que tiene mas tiros que un muñeco de feria capea el temporal mientras se mete en follones y bajo las faldas que le quedaron pendientes en su juventud. 

Borgen. Lo mejorcito que he visto sin cambiar de siglo. La política danesa que no parece nada del otro mundo te abre un poco la mente y la forma de actuar cuando no hay una alternancia en el poder. Una presidenta con mas cojones que el caballo del Espartero (Birgitte Nyborg) capeando al resto de políticos con un partido en minoría. (Muy recomendable para Arrimadas.)

Godless. Oeste, pistolas y mujeres. Un pueblo se queda solo con las mujeres al morir en un derrumbe de la mina todos sus esposos. El barman, el sheriff, dos viejos un jovenzuelo y un tipo que le ha robado a su antiguo jefe un botín son los únicos que van a pulular por esa aldeilla durante un tiempo. Una serie con pocos episodios y bien cerrada. 

Estas son mis cinco recomendaciones. Pero como han caído muchas mas las voy a ir dejando por ahí por si te interesa alguna. Por su puesto Sherlock y Juego de Tronos ya han aparecido en otras listas de otros años pero la temporada actual es innegable que siguen siendo de mis favoritas. 

Castelvania, Gypsy, Narcos, Luke Cage, Iron Fist, Lovesick, Club de Cuervos, Suits, Vikings, Blue Montain State, Misfits, ClientList, Sherlock, Outlander, Ministerio del Tiempo, Marco Polo, 13 Razones, Easy, Black Mirror, Crashing, Crónicas vampíricas, Blindspot, Defender, Estoy vivo, Mindhunter, WestWorld, Norsmen, Tu, yo y ella, Wynona Earp, Wet Hot Summer.

En amarillo las que recomendaría, en rojo las que he pensado seriamente poner entre las cinco que mas me han gustado. Así que échales un ojo. El resto... bueno, ahí están unas mejor que otras, mas divertidas o menos pero si dispones de poco tiempo... ni te lo plantees. 



3/1/18

Feliz Año.

Empezamos año. Desde hace diez no me hace tanta ilusión los que acaban en ocho. Pero también, ese que acabó la última vez en ocho, me enseñó que los años, ya sean pares o impares, múltiplos de cinco o primos no tienen nada que ver con como se desarrolle. Que al final siempre es culpa nuestra por elegir de una manera u otra. Elegimos constantemente: los números de la primitiva, o echarla, a los amigos, a las amantes o novias. Elegimos hasta a la familia. Por que me puedes decir que esa no la eliges pero si que lo haces. Eliges quedarte con ella o no. Quererlos o hacer tu vida en Fernando Po sin contacto con nadie. Elegimos todo el tiempo. 
Solo espero que mis elecciones, y las tuyas sean lo mas acertadas posible. 

Feliz Año 2018.

12/12/17

Viaje a ninguna parte.

Se acerca al hombre que murmura en el banco y se acacha para ponerse a su altura. 
- Papá. Dicen que no hay autobús. 
- Si hay. Me voy al pueblo. 
Intenta levantarse del banco pero no puede. Se balancea una y otra vez para coger algo de impulso pero el banco es bajo. Ni siquiera apoyándose en el bastón consigue levantarse. El anciano lo mira. Es una mirada entre suplicante y de mando. No quiere pedir ayuda pero es lo que hace con sus ojos. 
El hombre que está a su lado le pone la mano en la espalda y lo aúpa para incorporarlo. 
- Venga papá. Vamos a casa. 
- No. Yo me voy.
Entonces se dirige con pasos lentos a una taquilla. La primera que encuentra abierta. Su hijo lo sigue sujetándolo del brazo del bastón. El otro lo lleva en cabestrillo. 
- Papá vamonos. 
- No. Al pueblo. Yo me voy a mi casa. 
- ¡Pero si tu casa está aquí!
En la taquilla una mujer lo mira interrogante. 
- Quiero ir mi pueblo le dice. Dame un billete. 
El hombre a su espalda le hace señas con la cabeza. 
- Ya no hay autobuses. Hace un momento ha salido el último. Venga usted otro día.- Le dice con una mueca de no entender bien. 
- ¿Ves papá? Ya no hay autobuses. Mejor nos vamos a casa. 
- Pero yo quiero ir al pueblo. Yo quiero ir a mi casa. Por favor, dejadme ir a casa. 

El hombre lo lleva sujeto del hombro. Lo fuerza a dar un paso mas, otro, otro. Mientras lo dirige con lágrimas a la salida de la estación. 

6/12/17

Amaras.

Amarás a Dios sobre todas las cosas y al prójimo como a ti mismo. 

Al prójimo como a ti mismo. 

Al prójimo... pero... ¿y si yo no me quiero? ¿Lo tengo que amar como a mi mismo? Y a Dios sobre todo. ¿Por qué? Por que amar a Dios si no soy capaz de quererme yo. ¿Que mandamiento es ese? ¡Que estupidez! ¿Porqué no: Quiere y hazlo extensible a todos? Primero tú. Y luego el resto. ¿Como coño vas a querer a nadie si tu no te amas? ¿Que tontería es esa de amar algo, o alguien que no conozco? ¡Quierete! ¡Quierete! Se egoista y quierete. Y después quiere al resto. Si no... Que mierda de amor vas a dar si ni siguiera te quieres tú. 
Si, claro. Esta eso de dar la vida por una persona pero... ¡Seamos sinceros! ¿Por quién daríamos la vida? Solo por alguien que su falta fuese tan dolorosa que no pudiesemos aguantarlo y si no podemos aguantarlo... Somos egoistas. Nos seguimos queriendo a nosotros. 
Ser egoista, al final, es solo una manera de querer. Es la única manera de querer a los demás. 

Amar a Dios... ¡Bah! Que chorrada. Dios le llega al prójimo a la altura del tobillo. 

22/11/17

La abeja.

Sale temprano de casa. Le ha costado desperezarse. No hay nadie que la anime a madrugar en su cama. Lo hace por inercia, por que es lo que ha aprendido, porque de pequeña ya le inculcaron el deber del trabajo, las obligaciones de alguien como ella. No es la única. En su camino se le unen otras, todas parecidas, el mismo patrón de moda para cada una de las que salen de esa colmena. Pero hoy… hoy tiene pinta de ser un día que tan bien aprovechan los zánganos y la abeja prefiere dedicárselo a ella antes que un día más elaborando miel, cera, para una gorda monarca parturienta.



Tiene sus años este texto pero hoy me venía al pelo. 


13/11/17

Degollar.

A degüello, con el cuchillo en la boca, degollar...

A mi todo eso me suena a literatura. A malandrines y alatristes resolviendo sus trifulcas. A espias pasando fronteras y enemigos irreconciliables, a los juegos que aborrezco de soldados emboscados. Por eso hoy he tenido que volver a buscar el significado de "degollar". Por que no me cuadraba, por que era imposible que eso lo hubiese hecho un padre con su hija pequeña. ¡Un bebé!

Hay días que no. (De esto hablo.)

Degollar: Cortar la garganta o elcuello a una persona o animal.

9/11/17

Fuera de lugar.

...me pasaba el día sentado, viendo pajaros volar
no servía para padre, no servía para amar, para amar...


Revolver.
Fuera de lugar.

28/10/17

Face.

Entro en Facebook. Voy curioseando la poca gente que tengo. Hace mucho que no publico nada que no sea una fotografía antigua que me recuerda el programa o algún comentario. Las últimas semanas solo un grupo de fotógrafos cordobeses llaman mi atención, ni siquiera el poker me llama para jugar. Pulso en mi perfil. Un marco de texto me pregunta ¿Qué estas pensando, Bubo? Y no se que pienso. O si. Por que resulta que pensar pienso todo el día. El problema es escribirlo. Esa manía de quedar para siempre, (aunque siempre es mucho tiempo y una unidad de de medir falsa) lo que se dijo, lo que se hizo o se escribió. Al fin y al cabo lo peor no es escribirlo. Puedes pensarlo, puedes escribirlo, al final, lo que de verdad es malo es que alguien lo lea. Que sepa lo que eres, lo que pensaste en un momento dado, dar tus ideas a voleo, sin saber quien leerá, sin saber si algún día te arrepentirás de ellas y tendrás que comértelas por que alguien te las echará a la cara. Lo peor no es pensar es que la gente sepa lo que piensas. Por eso nos gusta inventarnos personajes, asesinos que no somos pero lo pensamos, violadores, pusilánimes a los que rechazamos tanto como a los otros, misioneros en senegal o piratas de parche, cualquiera, por que también somos ellos y ninguno.  Por que alguna vez hemos sido todos y nunca lo seremos. Pero ahora me da miedo ser algo. Que me vean, que me conozcan, si hablo de toros malo, si soy ecologista tampoco va bien la cosa, si lo hago de chicas peor y si no lo hago misógeno, si soy monárquico o republicano da igual, soy facha según unos, radical izquierdista según otros. Al final... Al final termino viniendo aquí que es mi rincón, mi rato de café, mi blog para escribir lo que me salga de la polla aunque no me aclare ni yo. 

¡Que le den a facebook! 

17/10/17

Y si...

A estas alturas una ya podría tener una hija mayor de edad, o un chalet en la subbética, podría tener una vida. Una vida distinta. O quizá no.