10/7/18

Atreverse.


Aún no se decide. Seguir adelante, atravesar la puerta o esperar. Mira su móvil, como si fuese a darle la respuesta correcta. Detrás de ella, como si se avergonzase de su poca decisión, su reflejo le da la espalda.

4 comentarios:

  1. Me gusta todo! desde mi barrio, la foto y el comentario...
    quizás mi problema ha sido ese... siempre he sido muy decidida y luego me he estrellado
    besos

    ResponderEliminar
  2. No importa lo que hagamos, nuestros reflejos siempre nos darán la espalda, decepcionados de ellos mismos...

    Saludos,

    J.

    ResponderEliminar

¿Qué me dices?