13/11/14

Cosas que he perdido. (10)


Fumar haciendo aros y flechas de humo.
Preparar un Dry Martini, sin martini. 
Líar canutos con una mano.
Chasquear los dedos y desabrochar un sujetador.
Enrollar las medias desde los muslos al talón como si fuesen un condón sin usar. 
Tocar las piedras de las murallas, escucharlas.
Salpicar en los charcos. (La estoy recuperando.)
Volar por Córdoba mientras me aburren con una conversación.
Saludar a las niñas guapas que no conozco.
Tu teléfono. 



16 comentarios:

  1. Hay más cosas que se pueden recuperar... incluso sin que uno se de cuenta de que lo está haciendo. Salud!!

    ResponderEliminar
  2. ponte las pilas, que aún eres joven para recuperar algunas....

    ResponderEliminar
  3. FeoMontes, Juana... Estoy convencido de que algunas volverán sin necesidad de tener que buscarlas. Otras... no tengo esa certeza.

    ResponderEliminar
  4. Todas las cosas se pueden recuperar menos su teléfono que como lo hayas perdido no la puedes llamar.

    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. NO. Ese ya no. Y si me apuras... ¡Casi mejor!

      Eliminar
  5. Curioso:coincidimos en muchas cosas, pero me ha emocionado especialmente lo de tocar las piedras de las murallas. Lo que no entiendo es por qué has perdido esa costumbre.

    ¿El teléfono de ella? Bah, si lo perdiste no era tan importante.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Por que ahora tengo a gente alrededor a la que escuchar. Y tocar la piedra, sentirla, escucharla es un ejercicio complicado para llevarlo a cabo mientras hablas.

      Eliminar
  6. Hay cosas tuyas que me recuerdan a canciones de Nick Cave. Dicho como el más respetuoso de los elogios.
    Yo no voy a permitirme perder lo de los charcos y casi las murallas: pasar los dedos por barrotes y fachadas encaladas. El teléfono de él nunca lo tuve.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. De esta tarde no pasa que escuche a ese tipo. Mi cultura musical es limitada. Preguntaré al Sr. Rick a ver que dice de ese tipo.

      Eliminar
  7. Me acabas de recordar que quiero comprarme unas katiuskas como las que tenía de niña porque lo de los charcos sigue siendo un placer que no se debe perder nunca.

    Lo demás, son cosas de la edad.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hasta con zapatillas de deporte. Para recuperar esta solo necesitaba lluvia.

      Eliminar
  8. En algún portal también te dejaste la vergüenza.

    ResponderEliminar
  9. con un poco de práctica, seguro que la mitad de esas habilidades las recuperas. En cuanto a mi teléfono.....instálate el line, antes o después te saldré como invitación de amistad

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo contrario de vivir es no arriesgarse. (El tuyo lo sigo manteniendo.)

      Eliminar
  10. ah! (imagínate mi cara como el icono ese moraíto con la boca abierta y las manos en los carrillos como Macauliculkin)
    Me ha dado mucha vergüenza, que lo sepas. No recordaba que lo tuvieras....es por el alzheimer

    ResponderEliminar

¿Qué me dices?